La transgresión creativa de Joan Miró, en el Centro Pompidou de Málaga

La sala de exposiciones temporada con la obra de Joan Miró. Foto Ñito Salas-Sur.es

Hasta el 28 de septiembre de 2015 en el Centro Pompidou de Málaga

La sala de exposiciones temporada con la obra de Joan Miró. Foto Ñito Salas-Sur.es
La sala de exposiciones temporada con la obra de Joan Miró. Foto Ñito Salas-Sur.es

 

Vaya reunión estos días de primavera y verano (2015) por Málaga. A los ya habituales Pablo Picasso, Alberto Giacometti, Edward Hoper o Henry Moore se une hasta septiembre Joan Miró (Barcelona, 1893-Palma de Mallorca, 1983) y su colección de 46 obras sobre papel en el Centro Pompidou de Málaga Joan Miró es uno de esos artistas que consigue lo más difícil: crear un universo propio, absolutamente reconocible: Esto es un Miró. Y durante toda su vida mantuvo una lucha titánica contra la herencia academicista del dibujo para hallar su propio lenguaje, sin dejarse atrapar por ningún estilo ni escuela, ni siquiera por el surrealismo. Con fiereza, hasta el punto de querer asesinar la pintura para así investigar otras técnicas, como el dibujo y el collage, con una enorme variedad de materiales y soportes. El pintor y poeta George Hugnet, que conocía bien a Miró, describió su forma de ser y su búsqueda constante de la libertad cretiva: Sí, Miró ha querido asesinar la pintura, la ha asesinado con medios plásticos, mediante una plástica que es una de las más expresivas de nuestro tiempo. La ha asesinado, quizá, porque no quería doblegarse a sus exigencias, a su estética, a un programa demasiado estrecho para dar vía libre a sus aspiraciones y a su sed.

Joan Miró, Personajes, 1960 Colección del Centre Pompidou, Paris ©Jacques Faujour – Centre Pompidou, MNAM-CCI/ Dist.RMN-GP © Successió Miró / Adagp,Paris
Joan Miró, Personajes, 1960 Colección del Centre Pompidou, Paris ©Jacques Faujour – Centre Pompidou, MNAM-CCI/ Dist.RMN-GP                                  © Successió Miró / Adagp, Paris

Y esta personalidad, la de un genio, encaja perfectamente con la filosofía Pompidou. No es casualidad, por tanto, que las exposiciones temporales del Centro Pompidou de Málaga se abran con 46 obras de Joan Miró elaboradas entre 1960 y 1978 y que el artista cedió al Cabinet d’Art Graphique del Centre Pompidou con motivo de la muestra organizada en París en su octogésimo cumpleaños. Todas ellas explican la transgresión creativa de esa etapa y la ruptura compulsiva de ataduras estéticas o técnicas . Hay trabajos con tinta china sobre papel japonés, carboncillo, pastel, acuarela o papel kraft corrugado.

 

Written By
More from MSG
La mirada viajera
‘La mirada viajera. Artistas rusos alrededor del mundo’, hasta el 26 de...
Leer más
0 replies on “La transgresión creativa de Joan Miró, en el Centro Pompidou de Málaga”